Editorial

Justicia y el injusto complemento de destino

Eivissa |

Valorar:

Este periódico informaba ayer de que el Consejo General del Poder Judicial ha instado al Ministerio de Justicia para que adecúe el complemento de destino que cobran los jueces y fiscales que están destinados en Baleares, y que seis veces menor al que perciben en Canarias. Concretamente, fiscales y jueces cobran un complemento de 88,08 euros en Mallorca y de 97,52 en Eivissa y Menorca. A modo comparativo, un juez destinado en Canarias percibe un plus que oscila entre 427 y 524 euros, en función de la isla. En Ceuta y Melilla dicho complemento asciende a 844,7 euros, es decir, diez veces más que en Balears.

Desigualdad.
Después de comprobar la diferencia entre los distintos complementos algunos todavía se preguntan los motivos por los cuales los funcionarios no quieren trasladarse a trabajar a Balears. No es que haya un nivel de vida más alto, con alquileres por las nubes, sino que los pluses son escandalosamente más bajos que las de sus compañeros de otras autonomías. ¿Se han enterado de esta situación nuestros diputados nacionales, tanto del PP o PSOE, que tantas horas dedican a asuntos menos importantes? ¿Han hecho algo para cambiarlo o simplemente miran hacia otro lado? Obviamente parece que no.

Resolverlo con urgencia.
Sin embargo, tranquiliza bastante saber que el Consejo General del Poder Judicial está presionando al Ministerio de Justicia para que cambie la situación, aunque luego llegarán las excusas sobre la escasez de presupuesto, la necesidad de consenso, las conversaciones con los sindicatos, y así irán pasando los meses, y los años, y nuestros funcionarios cobrarán un plus de destino que está muy por debajo de lo que sería justo y razonable. Este asunto demuestra, de nuevo, la falta de conciencia que hay en Madrid sobre las necesidades de Balears o, peor aún, desconocimiento total y absoluto, con el apoyo inestimable de nuestros políticos, sobre todo del PP y PSOE, que prometen dejarse la piel en Madrid para defender a las Islas pero que, a la hora de la verdad, muy poco pueden hacer.

Comentar

* Campos obligatorios

De momento no hay comentarios.