Sanidad | Gripe en Ibiza y Formentera

Las Pitiusas están en un nivel epidémico de la gripe desde hace más de tres semanas

| Eivissa |

Valorar:
preload
389

12-01-2018

Ibiza y Formentera se encuentran en fase epidémica de gripe con 95 casos por cada 100.000 habitantes. Una fase que comienza a catalogarse de «epidémica» a partir de los 31 casos por cada 100.000 habitantes y que las islas registran desde la segunda semana de diciembre, cuando se superó el umbral de los 31 casos hasta alcanzar los 88 en la última semana del año. «En Balears ahora mismo la tasa de incidencia ronda los casi 100 casos por cada 100.000 habitantes y no viene a ser muy diferente a otros años», explicó Iñaki García, médico del Centro de Salud de Ibiza, quien recalcó que se trata de cifras más bajas a las que se pueden ver en otras comunidades.

En este sentido y con motivo de la publicación de los datos del Servicio de Epidemiología de Balears correspondientes a la primera semana de enero, García quiso aclarar que si en diciembre la epidemia de gripe estaba en evolución ascendente, ahora la intensidad es baja y la evolución estable. «Es previsible que pueda haber un pequeño aumento en las dos últimas semanas por ese retraso que llevamos con el resto de las comunidades, pero no existe nada que nos pueda alarmar actualmente», matizó. Aún así, explicó que hay una diferencia «evidente» con lo que han estado viendo en las consultas de médico de familia en los últimos años.

García señaló que, para este año, «no se espera ni una gripe más agresiva, ni tampoco un aumento de la incidencia» a pesar del mayor número de visitas a urgencias y de los motivos de consulta por gripe en las últimas semanas.

Gripe o catarro

El facultativo incidió en la diferencia que hay entre un proceso catarral y gripal que, aunque comparten síntomas, no se tratan de la misma manera. «Quien sufre la gripe sabe que es peor que un catarro. Te pide estar encamado de tres a cinco días, tienes mucha cefalea, fiebre alta, dolor articular y una tos seca muy incómoda».

Ante el aumento de casos en las últimas semanas quiso lanzar un mensaje para tranquilizar a la población. «Un proceso gripal puede durar cinco días con fiebre elevada y es algo normal. Mi consejo es que se acuda al médico cuando una persona se sienta incapaz de controlar los síntomas o cuando se trata de un paciente que no está sano al tener de base un proceso crónico que pueda debilitar sus defensas».

Vacunación

García explicó que los síntomas del proceso gripal son comunes cada año, pero «quizás estamos viendo más casos con afectación gastrointestinal, con pacientes que sufren diarreas importantes, dolor abdominal o vómitos que se suman a los síntomas propios de la gripe».

Por su parte, no quiso perder la oportunidad de animar a las personas que tienen «indicación de vacunación» que se vacunen siempre contra la gripe porque, gracias a esta vacuna, «estamos logrando una mayor reducción de la mortalidad, de la morbilidad y de todas las complicaciones que pueden venir asociadas».

EL APUNTE

Can Misses toma medidas para controlar la situación

Como forma de prevención ante la epidemia de gripe, el hospital de Can Misses ha ampliado una cama más por cada unidad de hospitalización. «Se trata de una medida preventiva para absorber el ligero aumento de ingresos», explicaron desde el Área de Salud de Ibiza y Formentera. Así, un total de cinco nuevas camas disponibles se sumarán a la contratación de un equipo más, conformado por un médico y un enfermero, para la Unidad de Hospitalización Domiciliaria (UHD). De esta manera, un total de tres equipos se encargarán de atender en domicilios.

«Siempre existen unos días clave, que suelen ser estos días, en los que las Urgencias se ven desbordadas por la demanda. El proceso gripal es muy desagradable y, en algunos casos, puede provocar un peligro para la vida de las personas más vulnerables, por lo que aumenta el número de visitas a las Urgencias», puntualizó Iñaki García, médico del Centro de Salud de Ibiza.

Comentar

* Campos obligatorios

De momento no hay comentarios.