La Copa continúa abierta

| | Ibiza |

Valorar:
preload
El azulino Maxi, defendido por Estefan, avanza con el balón durante el partido de ayer. Foto: MOHAMED CHENDRI

El azulino Maxi, defendido por Estefan, avanza con el balón durante el partido de ayer. Foto: MOHAMED CHENDRI

22-09-2018 | MOHAMED CHENDRI

GASIFRET AT- CIUDAD DE PALMA, 3-2

En el fútbol sala, al igual que en el fútbol, existe una máxima que dice que si no puedes ganar, al menos no pierdas. Al Harinus Ibiza Futsal se le olvidó ayer eso contra un Gasifred que sigue vivo en la competición copera, aunque no depende de sí mismo para revalidar el título. Con 2-2 en el marcador y apenas siete segundos, los de Dani González disponían de una falta a favor en su propia pista. En su afán por llevarse los tres puntos, un error en la salida de balón permitió a Maxi hacerse con la pelota y, solo ante el portero Adrián, materializar el gol del triunfo con un segundo para el bocinazo final. Ver para creer.

La intensidad fue la tónica dominante en la primera parte. Eso sí, las mejores ocasiones la tuvieron los visitantes. Sebas, que se enfrentaba por primera vez a su exequipo, dio el primer aviso con un disparo al palo a los cinco minutos. Kike, de nuevo Sebas y Pedro también pudieron deshacer el empate, pero no acertaron. Tampoco lo hizo Edu al chutar al poste al borde del ecuador en la primera gran aproximación de los locales. Con más de ocho minutos por delante, el Harinus cometió la quinta falta, pero el Gasi no supo forzar la sexta en lo que restaba de periodo.

Los de Dani González empezaron a mostrarse superiores y a rondar una y otra vez el área rival. Hasta se toparon otra vez con un palo, de nuevo por mediación de Sebas. A falta de dos minutos, el que no falló fue Kike. Sin embargo, cuando todo hacía indicar que se llegaría con el 0-1 al descanso, Ernesto lanzó el balón picado al travesaño, tocó fuera de la línea y Yuyu alojó la pelota en las mallas en su intento de despeje. 1-1 y a vestuarios.

Tras el descanso, el cuadro de Luis Coria salió más fuerte. Nene y Ernesto perdonaron el 2-1 en un santiamén. A la tercera va la vencida y Ayoub hizo bueno el dicho tras una gran acción individual de Tarik en el minuto 23.

La reacción no tardó en llegar. Y fue en una cómica jugada. Con el balón parado por una falta, Toni Gelabert gritó ‘vamos’ en la cara de Careca. El árbitro le mostró amarilla por desconsideración ante los aplausos de algunos espectadores y, acto seguido, el gallego transformó la falta tras tocar el balón en el propio Gelabert. El ‘vamos’ cambió de bando, pero éste era para festejar el gol.

De ahí al final, el acoso del Harinus Ibiza Futsal fue continuo ante un Gasifred que no encontraba la forma de llegar con peligro. Iván salvó los muebles en más de una ocasión, destacando una intervención ante Pedro y otra ante Yuyu. Cuando el empate parecía cantado, llegó la acción que lo cambió todo, un error imperdonable de los blanquinegros que deja la Copa totalmente abierta para la última jornada, que se celebra la próxima semana.

Comentar

* Campos obligatorios

De momento no hay comentarios.