Vuit d'Agost

Explosión de color en el cielo para cerrar el Vuit d’Agost

| Eivissa |

Valorar:
preload
Explosión de color en el cielo para cerrar el Vuit d’Agost.

Explosión de color en el cielo para cerrar el Vuit d’Agost.

08-08-2018 | MOHAMED CHENDRI

Los fuegos artificiales del Vuit d’Agost, en honor a Sant Ciriac, patrón de Ibiza, llenaron de luz y color ayer por la noche el cielo de Ibiza. El espectáculo pirotécnico empezó puntual y duró un total de 15 minutos, tal y como estaba previsto.

La novedad de este año era la apertura al público de la explanada del muelle comercial del puerto de Ibiza (muelle norte) para poder ver desde allí el cuidado espectáculo pirotécnico gracias a la colaboración del Consell d’Eivissa con la Autoritat Portuària de Balears (APB) y el Ayuntamiento de Eivissa.

El castillo de fuegos artificiales, que organizó el Consell d’Eivissa y que cierra los actos de las fiestas del Vuit d’Agost, se llevó los aplausos de turistas y residentes de la isla que observaron el espectáculo desde diferentes puntos de la ciudad, como los muelles comerciales, el puerto viejo o fachada marítima o Cap Martinet, entre otros muchos puntos. Un despliegue de luz y colores que no dejó indiferente a nadie ya que no dejaron de escucharse expresiones como «¡ooh, qué bonito!» o alusiones a la espectacularidad de los juegos de piroctenia escogidos para esta fecha tan importante. Y es que por mucho que este gran castillo de fuegos artificiales se celebre cada Vuit d’Agost nunca deja de sorprender la mezcla de formas y colores en el cielo enmarcados en palmeras, espirales o corazones. Lo más dinámico de los fuegos de ayer fue, como siempre, la traca final en la que todos los observadores evitaron pestañear para no perderse el espectáculo, que cada año congrega a centenares de personas en la ciudad de Ibiza.

Cabe recordar que la empresa encargada fue Fuegos Artificiales Europla SL, de Valencia, por un importe total IVA incluido de 34.470 euros. Durante los 15 minutos se quemaron un total de 500 kilos de pólvora, con los que se puso punto final a las fiestas del Vuit d’Agost.

Asimismo, el Consell d’Eivissa quiso facilitar el acceso por carretera y duplicó los servicios de la línea L50 de transporte público, que conecta gratuitamente los aparcamientos disuasorios con el puerto viejo y los muelles comerciales. Una gran despedida hasta el próximo Vuit d’Agost. Molts anys i bons, Eivissa!

Comentar

* Campos obligatorios

De momento no hay comentarios.