La familia de Santi Garrido pide el ingreso en prisión del segundo implicado por un ‘asesinato’

| | Ibiza |

Valorar:
preload
La Policía Nacional puso a dos de los detenidos a disposición judicial el pasado 11 de febrero.

La Policía Nacional puso a dos de los detenidos a disposición judicial el pasado 11 de febrero.

21-03-2018

La familia de Santi Garrido, el joven muerto en Navidad víctima de un violento asalto en Ibiza, ha recurrido ante la Audiencia de Palma el auto de libertad provisional para el joven que quedó libre con cargos tras declarar ante el juez y ha incoado la causa ante el Tribunal del Jurado, ya que la acusación entiende que «estamos ante un asesinato». Así lo explicó ayer la abogada de la familia, Ascensión Joaniquet, quien apuntó que el próximo martes se celebrará una vista en la Audiencia de Palma en la que se debe resolver el recurso por el que se solicita el ingreso en prisión provisional para el segundo implicado.

Además, Joaniquet avanzó que también se van a personar en el procedimiento contra las dos menores que fueron detenidas y quedaron en libertad, jóvenes que también estaban presentes en el momento de la agresión que acabó costándole la vida al joven de 23 años.

La letrada advirtió que además del detenido que ingresó en prisión como presunto autor de la muerte de Santi también debería estar encarcelado el otro joven, ya que la autopsia «revela que estamos ante un asesinato».

El autor material está en prisión

Steven G.Z, de 23 años y conocido como ‘El Nea’, ingresó el pasado 11 de febrero en prisión. La titular del juzgado de Instrucción número 2 de Ibiza decretó un auto de prisión sin fianza para el joven considerado el autor material de la muerte de Santi. La investigación llevada a cabo por la UDEV de la Policía Nacional de la comisaría de Ibiza también le considera el cabecilla de la banda latina radicada en Ibiza y denominada ‘Los Guasones’, grupo que se dio por desmantelado tras las detenciones. La laboriosa investigación realizada por la Policía Nacional corroboró que en este grupo asentado en Ibiza existían diferentes rangos jerárquicos con tareas bien definidas entre sus miembros, apreciando la puesta en práctica de ritos de iniciación para todos aquellos que querían ingresar en esta organización.

Las gestiones realizadas tras la muerte de Santi llevaron a la Policía a reconstruir los movimientos del joven durante la Nochebuena y las detenciones se desencadenaron tras la localización del teléfono de la víctima en Barcelona. Los investigadores tiraron de esta pista e identificaron y localizaron a los jóvenes presentes la noche de la agresión en ses Figueretes.

Sólo dos de los detenidos pasaron a disposición judicial y el Ministerio Fiscal sólo pidió prisión para el considerado autor del golpe en la cabeza que acabaría con la vida de Santi. El joven de 23 años falleció horas después en su casa.

LA NOTA

Más de 3.400 firmas reclaman la prisión provisional para el implicado

El pasado viernes, amigos de Santi activaron una recogida de firmas a través de la plataforma digital change.org, una iniciativa que en tan sólo cuatro días ya ha recogido en torno a 3.500 firmas que se suman a la petición de prisión provisional para el segundo implicado. Tras la puesta en libertad de este investigado, Jesús Garrido, padre de Santi, subrayó que estaban pasando una «auténtica pesadilla» ya que la puesta en libertad de este implicado supuso un «duro y un nuevo golpe. No entendemos la postura del fiscal y, por ello, recurrimos el auto de libertad. No voy a parar hasta conseguir que se haga justicia. No es de recibo que yo vaya por Ibiza y me cruce con uno de los implicados en el asesinato de mi hijo. Aunque no fuera el autor material, ese delincuente pudo auxiliar a mi hijo o llamar a una ambulancia», concluyó.

Comentar

* Campos obligatorios

De momento no hay comentarios.